Una de las cosas que más disfruto de mi trabajo es cuando me hacen un pedido personalizado. La conversación con el cliente, las idas y vueltas de las diversas propuestas y el desafío final: llevar a cabo el proyecto para cumplir con lo esperado.

En este espacio les iré contando mis experiencias detrás de cada pedido. Y si te inspiras, y tienes ganas de hacer el tuyo, escríbeme para iniciar este gran viaje juntos.